Tel: 669 47 29 85 -

El jardín francés

El jardín francés

El jardín francés es una de las referencias clásicas que manejamos las empresas de jardinería en Pamplona a la hora de diseñar tu jardín. ¿Sabes en qué consiste este arquetipo y cómo nos acercamos a él en algunos de nuestros trabajos?

Cuando decimos jardín francés nos referimos a una serie de características que se generalizaron en Francia en el siglo XVIII. No estamos hablando pues de diferencias nacionales actuales, aunque aún se noten, sino de modelos como Versalles o Chantilly.

En la estructura, se trata de jardines muy ordenados, en los que no se deja nada al azar. El suelo se divide en varias zonas geométricas, y normalmente buscando la simetría en torno a una zona central. Abundan los parterres bien delimitados y no tanto el césped, que en los ejemplos más puros de jardín francés puede llegar a estar totalmente ausente.

Una técnica que aún usamos en empresas de jardinería en Pamplona como la nuestra y que contribuye a la serenidad del diseño prototípico francés es la topiaria, el “esculpido” de setos y plantas con tijeras de podar. Se trata de una técnica que, muy depurada, resulta en auténticas obras de arte.

Las flores son muy importantes y le dan el toque de color y de relativa espontaneidad al conjunto.

Otro aspecto importante es lo espaciados que resultan estos jardines. Se diseñan de forma que desde arriba (las ventanas del palacio en los casos más famosos) se pueda ver claramente cada uno de sus caminos, muy regulares y despejados.

Diseñar un jardín francés no solo es situar plantas, también situar fuentes o esculturas, colocar piedras decorativas e instalar los sistemas de riego. Todo ello lo hacemos por ti en Jardinería El Campillo.